Felicidad salmonera en tiempos de Coronavirus: Compañía Camanchaca tendrá mayores ingresos de su historia este 2020

Noruega cobrará impuesto a salmoneras y dinero quedará en gobiernos locales: ¿Chile seguirá este ejemplo?
20/05/2020
Ecoceanos en Le Monde Diplomatique: La FAO, la industria salmonera y los dineros públicos en tiempo de
20/05/2020

El banco de inversión noruego DNB Markets proyecta que la salmonera chilena Camanchaca obtendrá ingresos por 373 millones de dólares y ganancias netas por US$59 millones de durante el 2020. El Centro Ecocéanos llama a las comunidades del sur de Chile a reflexionar sobre quienes ganan y quienes están perdiendo con la pandemia de Covid-19


Santiago de Chile, 18 de mayo del 2020 (Ecocéanos News). El banco de inversiones noruego DNB Markets estima que la empresa chilena Salmones Camanchaca, la cual transa sus acciones en las bolsas de comercio de Santiago y Oslo, obtendrá los mayores ingresos de su historia durante la temporada 2020.

Un reciente reporte financiero emitido por DNB Markets señala que Salmones Camanchaca obtuvo ingresos por US$330 millones en el 2019, los cuales aumentarán hasta los US$373 millones durante 2020. A su vez, su EBITDA (beneficio bruto de explotación calculado antes de la deductibilidad de los gastos financieros), avanzará de US$ 91 millones a US$ 99 millones en este período, con un aumento de sus ganancias netas, las que irán desde US$52 millones a US$59 millones.

Salmones Camanchaca: Aumenta sus ganancias en el principal mercado mundial de alimentos marinos

Salmones Camanchaca, de propiedad de los empresarios Jorge Fernández y Francisco Cifuentes, en febrero del 2018 se convirtió en la primera y única empresa latinoamericana en cotizar en la Bolsa de Oslo (Noruega), el principal mercado de alimentos marinos del mundo. Entre el 1 y 31 de enero de 2020, su rentabilidad en la Bolsa de Oslo llegó al 10,98%.

A dos años de esta operación financiera dual, pues también se concretó en la Bolsa de Santiago de Chile, Salmones Camanchaca ha crecido en un 68% en el mercado de capitales noruego, destinando los fondos recaudados para producir 80.000 toneladas de salmones.

¿Quiénes ganan y quiénes pierden durante la crisis del Covid-19 en las regiones salmoneras chilenas?

Mientras la población y los trabajadores de las regiones productoras de salmónidos, Los Lagos, Aysén y Magallanes, sufren los impactos económicos y sociales derivados de la pandemia de Covid-19, las ganancias netas de las compañías salmoneras se han mantenido en un constante ascenso.

Las ganancias netas de Salmones Camanchaca -una de las diez mayores salmoneras chilenas-, se expandieron un 49% entre julio y septiembre del 2019, registrando utilidades de US$22 millones. Al finalizar el 2019, la empresa se situaba entre las 20 firmas más rentables del mercado de capitales chileno, con un índice de 15,45%.

Salmones Camanchaca no fue afectada por el estallido social del 2019, habiendo cosechado 58.000 toneladas de salmón, estimando una producción de 62.000 toneladas en el contexto Covid-19 durante el presente año, para alcanzar las 75.000 y 80.000 toneladas al 2023.

Con la ayudita de mis amigos

Ricardo García es el presidente del directorio de Pesquera Camanchaca, División salmones, integrado por Jorge Fernández Valdés, Francisco Cifuentes Correa, Tore Valderhaug, y Felipe Sandoval, mientras la gerencia general está en manos de Jorge Andrés Fernández García, hijo de Jorge Fernández.

En el directorio de Salmones Camanchaca destaca por su capacidad de lobby con el Estado, la figura de Felipe Sandoval (PDC), quien fuera subsecretario de pesca durante el gobierno de Ricardo Lagos. Posteriormente fue designado secretario ejecutivo de la denominada “Mesa del Salmón”, establecida por la ex presidenta Michele Bachelet para realizar un millonario “salvataje financiero” de las empresas salmoneras afectada por la mega crisis sanitaria provocada por la introducción del virus de la Anemia Infecciosa del Salmón (ISA, por sus siglas en inglés) en el archipiélago de Chiloé y la región de Aysén entre el 2007 y 2010.

COMENTARIOS